El uso de edulcorante como Xilitol o emplear ingredientes naturales son opciones perfectas para prevenir las caries tempranas en niños

 

La Navidad es una de las épocas más felices del año para compartir con la familia, sobre todo si hay peques en casa. Ellos disfrutan de una manera especial de la diversión, los regalos y la gran variedad de dulces propia de estos días. Precisamente ese es uno de los motivos más importantes para aprovechar, inculcar hábitos saludables y enseñarles a disfrutar de golosinas sanas perfectas para cuidar de los dientes en Navidad.

La higiene bucodental también es imprescindible para evitar la aparición temprana de caries en épocas donde el consumo de caramelos y gominolas es elevado, desde Nochebuena hasta la llegada de los Reyes Magos. Además, es importante recordar que, entre los 6 y 12 años, es fundamental reforzar la higiene y cepillar los dientes dos veces al día como mínimo y cuidar la alimentación.

Estas son algunas de las opciones para que, siempre con moderación, los ‘reyes de la casa’ no tengan que prescindir de sus momentos dulces navideños:

 

Golosinas hechas con Xilitol

Se trata de un edulcorante natural utilizado en productos como caramelos, golosinas o chicle. Tiene un 40% menos de calorías que el azúcar y el mismo aspecto y sabor. Eso hace que sea ideal para los peques de la casa durante las fiestas navideñas. Este edulcorante procede de la corteza del abedul y también se localiza de manera natural en frutas como las fresas, arándanos y ciruelas o en el maíz. También sirve como endulcorante para las recetas que elaboremos en casa junto a los niños. Se puede añadir fácilmente a galletas o bizcochos.

 

Sabor a fruta

Para seguir una alimentación saludable se les puede ofrecer trozos pequeños de pasas o frutas que no les cueste comer. Despierta su curiosidad presentándoselas a modo de brocheta combinando diferentes tipos.  Con ellas también se pueden elaborar golosinas caseras usando moldes e, incluso, las famosas marshmallow o nubes con ingredientes como miel, gelatina o vainilla. Con estos mismos ingredientes, añadiendo mantequilla y agua y unos pequeños palos, se pueden fabricar en casa las clásicas piruletas de sabores.

 

Yogur helado

El yogur ofrece la oportunidad de crear ricos postres, suaves y nutritivos para los peques, cuidando así de los dientes y previniendo la aparición de caries. Por ejemplo, congela yogur blanco natural en un molde y luego sírvelo acompañado de frutas como mango o plátano y frutos secos como las nueces.

Asimismo, desde Vasaldora Kids y el Consejo General de Dentistas se recomienda visitar al dentista a partir del primer año de vida para detectar cualquier patología. Y es que la caries afecta a más de 1,8 millones de niños españoles menores de 12 años. En esta etapa infantil, la caries daña especialmente a los delanteros de arriba y suele producirse por el contacto frecuente con bebidas azucaradas, zumos o leche. Por lo que es clave conseguir un correcto control de la placa bacteriana.

Aunque los pequeños piensen que pueden cepillarse por sí mismos, la mayoría no desarrollan la destreza manual suficiente para lavarse bien los dientes hasta que cumplen, al menos 7 u 8 años. Por eso es necesario guiarlos y supervisarlos durante su higiene bucodental.

×

Pide tu cita

× ¿Cómo puedo ayudarte?